LA FINALIZACIÓN DE LA CONTRATA A LA QUE EL TRABAJADOR ESTÁ ADSCRITO NO JUSTIFICA LA INASISTENCIA AL TRABAJO. FALTA DE REINCORPORACIÓN AL TRABAJO TRAS PERMISO RETRIBUIDO

LA FINALIZACIÓN DE LA CONTRATA A LA QUE EL TRABAJADOR ESTÁ ADSCRITO NO JUSTIFICA LA INASISTENCIA AL TRABAJO. FALTA DE REINCORPORACIÓN AL TRABAJO TRAS PERMISO RETRIBUIDO

Fuente ADN Social y sentencia TS. Unif. doctrina 17-7-18

El TS declara procedente el despido disciplinario por falta de asistencia al trabajo de una trabajadora que, tras un permiso retribuido que la exoneraba de prestar servicios debido a la crisis que atravesaba la empresa, no se reincorporó a su puesto de trabajo pese a haber sido requerida para ello. La falta de asistencia no puede justificarse en la situación concursal de la empresa ni en la finalización de la contrata de servicios a la que la trabajadora estaba adscrita.

EL CASO. El trabajador prestaba servicios para una empresa, actualmente en concurso, para prestar servicios en la contrata con BBVA. El 31-3-15, la empresa informa a sus trabajadores de la reunión mantenida con el comité de empresa para estudiar la situación de la compañía tras la finalización del contrato de servicios con BBVA y de la intención de iniciar un ERE extintivo. Concede además un permiso retribuido a sus trabajadores exonerándoles de la obligación de acudir a sus puestos de trabajo entre el 1 y el 24 de abril de 2015. En posterior comunicación, la empresa informa a la trabajadora de su obligación de reincorporarse al trabajo el 27 de abril de 2015, reincorporación que no se produce al estar la trabajadora prestando servicios para la nueva contratista del servicio en virtud de contrato indefinido.

El 6 de mayo de 2015, la empresa entrega a la trabajadora carta de despido disciplinario por haber faltado injustificadamente a su puesto de trabajo. La trabajadora presenta demanda de impugnación del despido que tanto en primera instancia como en suplicación se declara procedente. La trabajadora recurre en casación para la unificación de doctrina.

La cuestión de fondo consiste en determinar si la incomparecencia de la trabajadora a la empresa en los 9 días siguientes a la finalización del permiso retribuido concedido, tras haber sido requerida para su reincorporación, puede calificarse de injustificada y de causa fundada para la declaración de procedencia del despido.

El art.54.2 del ET tipifica como incumplimiento contractual determinante de despido, las faltas repetidas e injustificadas de asistencia al trabajo. Se requiere por lo tanto, la existencia de dos requisitos: reiteración e injustificación de las faltas de asistencia.

En el caso analizado no se discute la reiteración de la conducta, que concurre de manera manifiesta dado que la inasistencia de la trabajadora se prolongó durante 9 días laborables consecutivos. El debate se centra en la inexistencia de una causa legítima que justifique las faltas. Para el TS, en el supuesto analizado no se aprecia ninguna circunstancia que permita dispensar a la trabajadora de su obligación de reincorporarse en la empresa cuando fue llamado. De hecho, se aprecia que la verdadera causa de su inasistencia fue que en esas mismas fechas se encontraba prestando servicios para otra empresa con un contrato indefinido que hacía inviable su reincorporación. La justificación no puede consistir en la percepción subjetiva de la trabajadora de que no estaba obligada a acudir a la empresa debido a la crisis que atravesaba, más si se tiene en cuenta que su actividad negocial no se limitaba a realizarla para el BBVA. Considera por lo tanto el TS, que la verdadera razón por la que la trabajadora no acudió a la empresa no fue un acontecimiento independiente de su voluntad sino su decisión libre y consciente que, además, no puso en conocimiento de la empresa en ningún momento.

Por ello, el TS considera que la trabajadora incurrió en un incumplimiento grave y culpable de su deber laboral básico, lo que constituye causa de despido. Por ello, desestima el recurso de casación para la unificación de doctrina y confirma la sentencia recurrida.

FALTAS DE ASISTENCIA AL TRABAJO: ¿DESPIDO DISCIPLINARIO O DESPIDO OBJETIVO?

Despido disciplinario

(ET art.54.2.a) 

Causa​ Faltas repetidas e injustificadas de asistencia o puntualidad al trabajo. ​
Exigencias formales – notificación por escrito al trabajador indicando hechos que lo motivan y fecha de efectos;

– en caso de representante legal de los trabajadores o delegado sindical: apertura de expediente contradictorio;

– s​i el trabajador estuviera afiliado a un sindicato: audiencia previa a los delegados sindicales de la sección sindical correspondiente a dicho sindicato.

En caso de defectos formales: nuevo despido subsanando los defectos en el plazo de 20 días desde el siguiente al primer despido Se debe abonar los salarios devengados en los días intermedios.

​Calificación del despido ​ ​ Procedente – si queda acreditado el incumplimiento alegado en la carta de despido;

– no genera derecho a indemnización ni salarios de trámite.

Improcedente – si no se acredita el incumplimiento alegado en la carta de despido o no se cumplen las exigencias formales.

– Opción entre readmisión del trabajador o indemnización correspondiente al despido improcedente;

Nulo

 

– Causas:

  • cuando tenga por móvil una causa de discriminación prohibida o se vulneren derechos fundamentales y libertades públicas del trabajador
  • cuando se produzca en supuestos relacionados con el embarazo o con el ejercicio del derecho a los permisos y excedencia relacionados con la maternidad, paternidad y riesgo durante el embarazo o la lactancia.

– Efectos: readmisión inmediata del trabajador, con abono de los salarios dejados de percibir.

Despido por causas objetivas

​(ET art.52.d)

Cau​sa Faltas de asistencia al trabajo, aun justificadas pero intermitentes, que alcancen el 20% de las jornadas hábiles en 2 meses consecutivos siempre que el total de faltas de asistencia en los 12 meses anteriores alcance el 5% de las jornadas hábiles, o el 25% en 4 meses discontinuos dentro de un periodo de 12 meses.

Ausencias no computables:

– huelga legal, por el tiempo de duración de la misma;

– ejercicio de actividades de representación legal de los trabajadores;

– accidente de trabajo;

– maternidad;

– riesgo durante el embarazo y lactancia;

– paternidad;

– enfermedades causadas por el embarazo, parto y lactancia;

– licencias y vacaciones;

– enfermedades o accidente no laboral, cuando la baja haya sido acordada por los servicios sanitarios oficiales y con una duración superior a 20 días consecutivos;

– derivada de la situación física y psicológica derivada de la violencia de género, acreditada por los servicios sociales de atención o los servicios de salud, según proceda;

– tratamiento médico de cáncer o enfermedad grave.

Exigencias formales – Comunicación escrita al trabajador expresando la causa;

– Poner a disposición del trabajador, simultáneamente a la entrega de la comunicación escrita, la indemnización de 20 días por año de servicio con un máximo de 12 mensualidades.

​Calificación del despido ​ ​ Procedente – si queda acreditado el incumplimiento alegado en la carta de despido

– Se consolida la indemnización de 20 días por año de servicio

Improcedente – si no se acredita el incumplimiento alegado en la carta de despido o no se cumplen las exigencias formales.

– opción entre readmisión del trabajador o indemnización correspondiente al despido improcedente.

  • si se opta por la readmisión: el trabajador debe reintegrar la indemnización de 20 días por año de servicio percibida
  • si se opta por la indemnización: se deduce de esta el importe de la ya percibida
Nulo – Causas:

  • cuando tenga por móvil una causa de discriminación prohibida o se vulneren derechos fundamentales y libertades públicas del trabajador
  • cuando se produzca en supuestos relacionados con el embarazo o con el ejercicio del derecho a los permisos y excedencia relacionados con la maternidad, paternidad y riesgo durante el embarazo o la lactancia.

– Efectos: readmisión inmediata del trabajador, con abono de los salarios dejados de percibir.

Si desea realizar una consulta sobre esta u otra cuestión relacionada con el Derecho del Trabajo, no duden en contactarnos para pedir una cita.

Teléfono 822 178 769
Email info@mborgesabogados.com
O a través del formulario de contacto de nuestra web

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.


Notice: ob_end_flush(): failed to send buffer of zlib output compression (1) in /home/mborgesabogados/www/wp-includes/functions.php on line 5221

Notice: ob_end_flush(): failed to send buffer of zlib output compression (1) in /home/mborgesabogados/www/wp-includes/functions.php on line 5221

Notice: ob_end_flush(): failed to send buffer of zlib output compression (1) in /home/mborgesabogados/www/wp-content/plugins/complianz-gdpr/class-cookie-blocker.php on line 366